23 noviembre 2007

Hacerse el Sueco

Hoy me han preguntado la procedencia de la frase "hacerse el sueco", y cual ha sido mi sorpresa de encontrarme con que los puertos andaluces ( y por consiguiente el Puerto de Sevilla) tenía que ver con esto:
Hacerse el Sueco: Hacer oídos sordos. No darse por enterado. Poner cara de póker. Existen varias explicaciones acerca del origen de la expresión hacerse el sueco: por un lado, parece que procede de los marinos suecos que, a finales del siglo XIX, llegaban a los puertos andaluces para cargar aceite o vino y, por desconocer el español, no entendían lo que se les decía y, por tanto, no se daban por aludidos; por otro lado, parece lo más probable que esta locución provenga de la palabra latina soccus, el calzado que llevaban los cómicos en el teatro romano antiguo. De soccus viene zueco (zapato de madera), zocato (zurdo) y zoquete (tarugo de madera pequeño); este último vocablo se aplica en sentido figurado a la persona torpe. De ahí que hacerse el sueco sea el equivalente de hacerse el tonto, el torpe.

2 comentarios:

Yo misma dijo...

Y de paso, también me he enterado por qué a los zoquetes se les llama también tarugos... Gracias!

carolo dijo...

ohh oráculo que todo lo sabes, y que me puedes decir de por que los suecos son tan listos, inventan ikea, volvo, saab, abb, la empesa en que tabajo, etc etc, y lo peor es que desconocen el término horaextra o "amoecha un ratito" (como dice mi jefe que no es sueco)Y tampoco es un pais tan gande... es la comida? el frio? serán acaso las suecas?
a la espera de tu respuesta...te alabamos ohh oráculo.